Colaboración especial
Aeroméxico ha superado grandes adversidades para seguir como líder en la aviación mexicana

Banner City Express PLUS


Fue fundada por Don Antonio Díaz Lombardo con el nombre de Aeronaves de México. El primer avión fue un Stinson SR, tripulado por el piloto Julio Zínser, quien piloteó el vuelo inaugural en la ruta México-Acapulco el día 14 de septiembre de 1934.
 
Debido a la escasez de aviones y refacciones derivada por la Segunda Guerra Mundial, obligó a Díaz Lombardo a buscar un socio en el medio aeronáutico por lo que el 30 de abril de 1941 vendió a Pan American World Airways el 25% de sus acciones.
 
En 1957 se obtuvieron permisos para volar las rutas de México a Nueva York y de Acapulco a Los Ángeles. En el mismo año, accionistas mexicanos recuperaron las acciones en poder de la Panamerican World Airways. Dos años después, el gobierno federal adquirió por decreto todas las acciones y bienes de Aeronaves de México. En 1964 volaba a destinos nacionales así como a ciudades en Estados Unidos, Europa, Canadá y Sudamérica.
 
Acapulco, su primera ruta era considerada un puente aéreo porque contaba con nueve frecuencias al día, y el 14 de agosto de este año inaugura su primer vuelo sin escalas entre Ciudad de México y Tijuana con equipo DC-6.
 
Es a finales de los sesenta que se crea su primera línea regional, Aeronaves Alimentadoras. Y en 1972 la compañía cambia su nombre comercial por el de Aeroméxico.
 
En 1982, la crisis económica elevó la deuda en dólares del sector aeronáutico y dificultó las operaciones en esa moneda. Y los pasajeros internacionales y nacionales disminuyeron por lo que tuvo una situación económica critica.
 
El 15 de abril de 1988 estalló una huelga en Aeroméxico que derivó en la quiebra de la empresa y la suspensión de las operaciones como Aeronaves de México.
 
Pero vuelve a surgir el 1 de octubre de 1988 y nace Aerovías de México, S.A. de C.V., continúa con el nombre comercial de Aeroméxico y el emblema del Caballero Águila. La aerolínea arrancó su operación con 25 aviones y una planta laboral de alrededor de 3,400 empleados. Las prioridades de la empresa fueron consolidar el negocio y lograr estándares de puntualidad, confiabilidad, cuidado en el manejo de equipaje y servicio, para obtener de nuevo la preferencia del público.
 
A mediados de 1995, Aeroméxico se hizo parte de la Corporación Internacional de Transporte Aéreo (CINTRA) junto a Mexicana de Aviación.
 
En 1996 AEROMEXICO empezó un código compartido con Delta Air Lines y Air France, y en 2000 se convirtió en uno de los miembros fundadores de la alianza SkyTeam.
 
Aeroméxico pasó por un proceso de desincorporación paraestatal. El gobierno mexicano su anterior propietario, puso en venta el 90% de las acciones del Consorcio Aeroméxico. Después del largo proceso en el que compitieron: Varios grupos Aeroméxico fue transferida a la iniciativa privada el 17 de octubre de 2007, quedando como nuevo dueño un grupo de varios empresarios mexicanos liderados por Grupo Financiero Banamex.
 
El 29 de junio de 2006, la International Lease Finance Corporation (ILFC) y Aeroméxico anunciaron que la aerolínea operaría tres Boeing 787 Dreamliner. Las entregas para Aeroméxico estaban programadas para comenzar a principios de 2012. Desde 2006, Consorcio Aeroméxico SA de CV, la empresa matriz de Aeroméxico en ese momento, enfrentaba grandes deudas y no tenía ganancias para pagarlas, por lo que ofreció Aeroméxico en venta en 2007. A principios de octubre se llevó a cabo una subasta de una semana en la que Grupo Financiero Banamex, compitió contra la familia Saba. El 17 de octubre de 2007, quedando al final las acciones con Banamex.
 
Aeroméxico es la línea aérea que hoy representa globalmente a nuestro país y siempre ha surgido victoriosa por su tenacidad y organización administrativa. Así lo ha demostrado al lograr salir del capítulo 11 (Ley de Bancarrota en Estados Unidos) y en marzo pasado y después de 20 meses formalizó su salida de dicho capítulo, proceso que se vio obligado a incurrir derivado de la ya conocida crisis pandémica SARS-CoV-2.
 
El actual Director General, Lic. Andrés Conesa tiene una gran responsabilidad para salir adelante y y recién se anunció la reorganización accionaria de Aeroméxico, línea bandera de México, que está valorada en 2 mil 564 millones de dólares y su plan es invertir 5 mil millones de dólares durante los próximos cinco años para expandir su flota, al tiempo que se prepara para crecer.
Como Operador Mayorista, y en apoyo a todos mis colegas agentes de viajes, exhorto a las líneas aéreas a que nos apoyemos y a seguir siendo la gran familia turística que siempre hemos sido. Todos nos necesitamos más que nunca!
 

Compartir en redes sociales

Comentarios

comentarios

encuesta de la semana

Encuesta de la semana

¿Tomas en cuenta el AIFA como punto de partida a la hora de armar itinerarios para tus clientes?

Banner Luftansa