Ante el Covid-19
¿De qué tamaño es el terreno perdido y qué deben hacer los destinos para recuperarlo?: Benjamín Díaz


Ante la contingencia sanitaria que estamos viviendo en México y el Mundo, uno de los sectores más afectados es el turismo, en México además de la pandemia y la incertidumbre por la reactivación de la actividad turística, existe la preocupación constante ante la falta de apoyo de las autoridades, por lo que expertos en el sector como Benjamín Díaz, presidente y CEO de Ad Nova quien cuenta con una vasta experiencia en el sector en promoción y regulación en materia turística, tanto en el sector público como privado, comparte su punto de vista en relación a ¿Qué deben hacer los destinos turísticos para recuperar el terreno perdido ante el Covid-19?

 

A través de una video conferencia, Díaz apuntó que las redes sociales no dejan de ser claras en el sentimiento social, nuestra sociedad e industria en particular, esta esperando ser apoyada y escuchada, cosa que al parecer no va a pasar, al parecer estamos solos, sin embargo destacó tenemos que saber ¿De qué tamaño es el terreno perdido? y cuál será el reto al que nos vamos a encontrar, una vez que la parte de estar en casa termine, y que todos tengamos que salir a ganarnos el pan de cada día. Señaló que el  reto es muy interesante e importante, porque sabemos que al corto plazo no habrá mucha ayuda y en general todo mundo se esta orientando hacia una parte que tiene que ver con la promoción tradicional, haciendo videos y realizando actividades de promoción turística tradicional, y eso de acuerdo a Díaz, no va a servir.
 

Aseguró que los destinos turísticos tienen que entender cuáles son las herramientas y elementos desde el punto político jurídico normativo, que tienen a su alcance y además deben de entender y capacitar a sus agentes de viajes y a sus operadores turísticos para poder promover un producto turístico diferente, porque la demanda que viene va a ser diferente. Por lo que ahora la pregunta sería ¿Cuál es el costo de la pandemia? Vemos un torbellino que viene cerca de nosotros, ¿nos vamos de lado o lo enfrentamos?
 

Los países están en una situación complicada, pues de acuerdo a datos del Fondo Monetario Internacional, la economía mundial va a caer 3%, similar a lo que paso después de la Segunda Guerra Mundial, y habrá países que tendrán caídas de su producto interno bruto muy fuertes (Italia 9.1, España 8, Estados Unidos 5%). Un dato que ha causado furor en las redes y medios de comunicación ha sido que Estados Unidos perdió en un mes más de 22 millones de empleos. De acuerdo a la Organización Mundial de Comercio, el comercio mundial también va a caer 11% y se perderán 195 millones de empleos en el segundo trimestre de este año, al parecer de acuerdo a datos oficiales el desempleo caerá en términos reales 7%. Y habrá una recesión que puede durar hasta finales el 2023 o principios del 2024 en términos generales.
 

Señaló que algunos de nuestros líderes en el sector han destacado que se espera una recuperación en año y medio, y hoy en general estamos viendo que más de 90 países han cerrado  sus fronteras, es decir vamos a enfrentar una recesión económica fuerte y muy importante. En materia turística a nivel internacional las cosas están igual, los flujos turísticos se prevé que pueden caer entre 20 y 30% en término de llegadas de turistas internacionales en comparación con el año pasado. Los ingresos por turismo podrían caer entre 300 mil y 450 mil millones de dólares, de acuerdo a datos de la Organización Mundial de Turismo. Y de acuerdo a datos del Consejo Mundial de Viajes y Turismo, se prevé una pérdida del producto interno bruto mundial de 2 mil 100 millones de dólares, en la industria aérea que es una de las industrias que más va a sufrir, pues de las 300 líneas aéreas aproximadamente que hay en el mundo, solo 30 se prevé que se podrán salvar, el resto podrán caer en quiebra de acuerdo a expertos, habrá una perdida general de más de 315 mil millones de dólares.
 

En el Turismo a nivel internacional al igual que muchos países en el mundo más o menos existe una regla de 80-20, 80% son empresas turísticas pequeñas y medianas a nivel mundial, y existen 75 millones de empleos en riesgo para este año, es decir tendremos tasas de desempleo del 12 al 14% a nivel internacional. En el caso de México de acuerdo al Fondo Monetario Internacional, la economía de nuestro país va a caer entre 6 y 8%, en el mejor de los casos de acuerdo a datos recientes a Secretaría de Hacienda, estaríamos cayendo entre 3 y 5%, y se prevé que van a perder su empleo entre 1.2 y 1.8 millones de personas del sector formal de la economía. Algo delicado es que en estos meses de marzo-abril se han perdido 347mil empleos formales. A esto le sumamos la economía informal que representa el 60% del total de los empleos en México, lo que es un problema muy grave, porque no hay forma de tener un registro y canalizarle de forma adecuada recursos, si se tuvieran como en otros países se está haciendo.
 

En materia turística se prevé una caída del 3 o 5% del PIB Turístico, el cual representa el 8.7% del PIB Nacional, por lo cual sería un factor muy importante en términos de la pérdida de valor, y en términos de consumo turístico se prevé también una perdida de 240 mil millones de pesos. De acuerdo al Centro de investigación y Competitividad Turística de la Universidad Anáhuac, estos 240 mil millones de pesos equivalen al 25% más de lo que costaría la Refinería Dos Bocas; 1.7 veces la Inversión Prevista para el Tren Maya y el 84% del saldo positivo de la balanza turística del año pasado, y casi la mitad de las exportaciones petroleras del año pasado y 12.3% del PIB Turístico. “Imagínense el impacto que vamos a tener si no se hace algo”.
 

Hoy en México existen 450 mil micro empresas turísticas con menos de 10 empleados que representan el 93% del total de las empresas turísticas, estas empresas están generando 4.1 millones de empleos directos y más de 8 millones de empleos indirectos, entonces estamos hablando de una masa critica en turismo de México de más o menos 12 millones de empleos que podrían estar en peligro sino se hace algo importante. Este es el panorama internacional y nacional y ante esto la pregunta es qué hacemos. ¿Podemos seguir sin hacer nada, o algo que solo nos ayude en el tema regional o local, o algo a nivel nacional?
 

Hay dos tipos de problema uno de Oferta y uno de Demanda
 

En términos de problema de demanda hoy en día los destinos turísticos de México no han recibido apoyos directos y parece que no los van a recibir, para que beneficien sus flujos de efectivo. Eso es una realidad que hay que entender y por lo pronto habrá menos empleos. Habrá empresas más endeudadas o quebradas. La gran ventaja es que la infraestructura turística no se vio afectada, pero la infraestructura económica en términos de cadena de valor en los suministros de las empresas tendrá un fuerte impacto negativo, lo que es un tema muy importante de oferta para los destinos turísticos.
 

Mientras tanto el problema en la demanda, es que los turistas están cambiando, ahora tienen varios elementos que tienen como común denominador el miedo o la incertidumbre, inseguridades, temas de medio ante la contingencia sanitaria o miedo ante la inseguridad pública, en particular en el caso de nuestro país, recordando que el mes pasado fue el más violento y el lunes 20 de abril, el día más violento en la historia del país. “Imagínense estas inseguridades muy reales para un turista que esta encerrado con una fuga emocional llamada medios digitales. Hoy son más los que hacen uso intensivo de los medios y se están informando día a día tomando en cuenta decisiones de viaje que van a poder hacer en un futuro cercano”, apuntó el CEO de Ad Nova.
 

Señaló que hoy desde el punto de vista de la Oferta los Organismos Internacionales, están haciendo recomendaciones a sus miembros afiliados, para llevar a cabo acciones que estimulen la economía, el empleo, que incrementen el flujo de efectivo en las empresas, que haya diálogo en términos laborales y de contratos que se generen incentivos, es decir que se prepare el terreno para poder conservar empleo y empresas turísticas en los destinos turísticos, de tal forma que se pueda prever un escenario de recuperación a largo plazo. La OMT, esta previendo dos escenarios uno que termina en octubre del 2020 y uno que termina en julio del 2021. Enumeró una serie de acciones que están haciendo los distintos países para apoyar a la población, no importante si son países ricos o en vías de desarrollo, lo cual no está pasando en México, pues no ha habido ningún apoyo en términos financieros, fiscales y de inversión, a penas el Banco de México redujo la tasa de interés al 6%, pero sigue siendo un tema de crédito, de me vas a pagar, te lo presto, sin embargo no se ha dicho nada, al menos en el tema de turismo en temas de coordinación basado en La Ley General del Turismo que fue creada en el 2009. Hoy por ejemplo hay 3 millones en micro créditos prometidos sobre una serie de bases de datos controladas donde se les va a otorgar $25 mil pesos con cobro de intereses. Otro tema muy importante es que el esfuerzo de la Secretaría de Turismo a nivel federal se ha dedicado a la etapa 3 a un tema de promoción digital que no tiene nada que ver con el flujo de efectivo de las empresas turísticas en este país y que además hoy en día los destinos turísticos ni siquiera están pensando en la promoción, que por cierto fue muy criticada esa propuesta por el sector empresarial turístico y por supuesto la inmovilidad de un Consejo de Diplomacia Turística que ni siquiera está en Sectur esta en Relaciones Exteriores y que ahora brilla por su ausencia.
La propuesta de COPARMEX la más viable
 

Todos estos esfuerzos de México son insuficientes. hay un proceso federal hacia un marco estatal, hoy los estados están viendo que la federación no responde y hay estados de la República que perfectamente están haciendo su trabajo en términos de aislamiento fijo y atención sanitaria, como un proceso normal de apoyo pero también hay la acción decidida de apoyar flujo de efectivo y empresas. hay estados como Nuevo León, Tamaulipas, Coahuila, Sonora, Jalisco, Michoacán, Yucatán y Quintana Roo, entre otros que están dando apoyos directos para resolver problemas de corto plazo en el efectivo. Si bien hay muchas propuestas por parte del sector privado, cámaras y organismos, señaló que una de las más viables es la de COPARMEX que propone 10 puntos claves que tiene que ver con protección al empleo e ingreso de las familias y una recuperación inmediata de la economía. Esta propuesta es la que mejor forma ha retomado los elementos que proponen los organismos internacionales como la OMT y el WTTC, basadas en tres tipos de medidas, fiscales para ayudar al flujo de efectivo de las empresas y empleados, acelerar procesos de devolución del iva, diferir contribuciones obrero patronales, deducciones al 100% de prestaciones laborales, diferir pagos provisionales de ISR, diferir pagos que proporciona el estado como agua y luz, etc; en temas de financiamiento contar con créditos sin aval o hipotecas o con el aval del gobierno. Y una tercera línea de acción que es la laboral sería un salario solidario, que es algo que están haciendo en el mundo. Esta propuesta permite proponer que exista una contribución tripartita, gobierno, patrón y trabajador, con lo que evitarían despidos y cierre de empresas. Díaz consideró que el sector industrial del turismo, los destinos turísticos, las cámaras hoteleras y restauranteras deberían de sumarse a esto, porque esta propuesta es una propuesta muy apegada a los principios y recomendaciones de organismos internacionales.
 

¿Qué tipo de turista vamos a ver?
 

Primero vamos a ver a un turista que va a estar encerrado tres o cuatro meses, el cual estará apto para salir primero a viajes cortos, viajes terrestres, pero a demás a destinos seguros y limpios, por el temor a temas sanitarios. Esta característica es mundial. Los turistas van a analizar estos criterios para ver si salen de viaje o no, lo que quiere decir que hoy en día los turistas potenciales, estamos mejor informados, hemos sido bombardeados por redes sociales, películas, hemos hecho tours virtuales, es decir nuestro mundo esta circulando. Por lo tanto habría un consumidor en temas de demanda con acceso a múltiples fuentes de información y por lo tanto podemos discriminar precio y calidad, pero también hay más estrés, queremos salir y consumirnos el mundo, pero todo lo queremos hacer con seguridad y por lo tanto este es un elemento clave para los destinos turísticos.

 

Los gustos y preferencias van a chocar contra los temores del turista, por lo que habrá nuevas demandas, intereses específicos y gustos diversos

 

Los destinos tienen que estar preparándose para temas de seguridad, seguridad sanitaria y turística, aún no entran los videos promocionales con inversiones millonarias, hoy lo importante son temas de seguridad sanitaria y seguridad física para que nuestros turistas mexicanos puedan ser bien recibidos en los destinos turísticos, y así ante una pandemia internacional sabemos qué queremos pero parecería que no, y menos cuándo.
 

Hoy en día la oferta debe de estar buscando conservar y salvar vidas, los destinos turísticos no se pueden arriesgar a que los visiten sin tener resuelto el problema de seguridad sanitaria y luego tienen que tener planes de corto plazo para conservar empleos y empresas para que estas puedan abrir con una calidad decente que sea atractivo, y en términos de demanda los destinos deben ofrecer a los turistas seguridad sanitaria y física y ofrecer destinos cercanos. Estos serían los criterios generales, derivados del análisis internacional en materia turística. En México tenemos diferentes estacionalidades como Semana Santa, Verano y Fin de Año, con nuestros diferentes picos como puentes, de acuerdo a los comparativos internacionales y al comportamiento de los demás países la contingencia sanitaria se estaría levantando para junio, sin embargo la normalidad controlado podría llegar en el segundo semestre del año, por lo que los destinos turísticos tiene de mayo a agosto para actuar, no para esperar, ni para hacer videos promocionales, esto no sirve porque la demanda va a ser diferente, sino para prepararlos desde el punto de vista de operación turística para solucionar una demanda diferente.

 

La autoridad federal en materia turística hoy, no tiene la fuerza ni liderazgo moral, ni económico para proponer programas y acciones unilaterales en el que todos se sumen, hay que sumarnos como destinos turísticos a propuestas empresariales que si están tomando en cuenta las recomendaciones internacionales.

 

Pudiendo trabajar desde el centro el gobierno y la secretaría de turismo está cediendo la coordinación interinstitucional e intersectorial turística a los estados de la República, porque no existen los elementos que antes habían, como un organismo de promoción turística nacional y un organismo de desarrollo que hoy en día tampoco esta funcionando desde el punto de vista turístico.
 
En el caso de la demanda, hoy en día los países que nos llevan tres o cuatro semanas de ventaja con respecto a la epidemia, están desarrollando ya protocolos de seguridad sanitaria y sellos de calidad y seguridad sanitaria, un tema muy interesante que tiene que ver con el tema de regulación turística, un tema de operación en términos de la normatividad, hoy en día estos países están generando los protocolos y los sellos para que la nueva demanda que viene este segura de que el destino turístico x va a poder recibir sin ningún problema sanitario y de seguridad a sus turistas.
 
La economía por lo tanto es una economía de guerra, en la que necesitamos reordenar los recursos para poder enfocarlos hacia donde podamos llevarlos. Hoy en día es muy importante ligar aspectos de los destinos turísticos, el tema de protocolos relacionados con seguridad sanitaria en el corto plazo, y ligarlos con la confianza y economía local de un destino turístico, por eso es muy importante que hoy en día se propongan acciones que tengan que ver con este elemento de relación positiva entre seguridad sanitaria y destino turístico para tener confianza en la economía local del destino, conservar los empleos locales y que generen derrama económica los turistas.
 
Los destinos turísticos deben de actuar en el marco de La ley General del Turismo
 
La Ley General de Turismo es el marco turístico, que le permite al destino turístico actuar, en el marco de sus atribuciones y que Sectur Federal debería estar implementando. La gran ventaja es que dentro de este marco federal existen ciertos elementos locales, estatales y a nivel municipales, aunque existen ciertos elementos, estamos tratando de tocar los temas con atribuciones regulatorias, de desarrollo de producto y de promoción, en ese orden, no al revés, no se puede hacer promoción y luego tocar los temas regulatorios. Hoy en día el mundo nos esta enseñando que la parte de operación turística y de gestión  turística es muy importante y debe ser atendida primero. Y así en el marco de esta ley tenemos la posibilidad de crear modificar, actualizar regiones turísticas, rutas turísticas y lo más importante orientar la promoción turística hacia un tema de turismo sostenible es decir un turismo en donde los elementos de economía social y de desarrollo de protección al medio ambiente se conjuguen entre otros.
 
El artículo 9 y 10 de esta Ley General de Turismo habla de crear Consejos Consultivos Locales de Turismo que son los estatales y los Consejos Municipales de Turismo, para que haya una concurrencia intersectorial e interinstitucional y tienen carácter vinculante, coordinado por el secretario de turismo del estado o el director de turismo municipal, los cuales pueden participar en programas de prevención y atención de emergencias y desastres, es decir la ley preve claramente que estos consejos consultivos locales o municipales pueden atender problemas de emergencia por lo tanto  estos consejos pueden ser transformados en comités de crisis de los destinos turísticos.  Hoy en día pocos estados tienen trabajando a sus Consejos Consultivos de Turismo, los cuales han sido la única voz que les permite opinar en términos turísticos y en donde las resoluciones son vinculantes es decir obligatorias.
 
Acciones estratégicas encaminadas a Operación Regulatoria, Desarrollo de Producto y Promoción
 
Díaz señaló que la Secretaría de Turismo tiene 111 destinos turísticos a quién atender, 71 destinos grandes llamados centros turísticos y 40 destinos menores divididos en playa y ciudades. Estos 111 destinos ya están clasificados por importancia en diferentes rubros, por lo que no será necesario hacer un estudio de a dónde deberían ser canalizados recursos o apoyos, porque estos ya están aprobados por los estados y la federación estos destinos.
 
Por lo que en el marco de este Consejo Consultivo se puede llevar a cabo acciones estratégicas con autoridades locales, los tres órdenes de gobierno, el sector privado y la sociedad civil, en sus tres ámbitos, en este momento de urgencia se requiere una Operación Regulatoria, Desarrollo de Producto y Promoción.
 
Benjamín destaca que en Operación Regulatoria la propuesta es desarrollar el protocolo de seguridad sanitaria para los 111 destinos turísticos, de tal forma que permitan que cada destino turístico conozca el proceso que debe seguir para asegurar el tema sanitario ante los ojos de los turistas con nuevas demandas. Por lo que habrá que reorganizar el personal de la SECTUR (federal o local) en tareas prioritarias de verificación regulatoria, capacitar a los representantes y autoridades locales y desarrollar el certificado de seguridad sanitaria, por lo que el destino turístico va a poder decir que está certificado por mi Consejo Consultivo de Turismo, por lo que puede asegurar a los turistas que pueden visitarlo. El objetivo del certificado será una estrategia de promoción, en donde el Consejo Consultivo si tiene la atribución de emitirlo por lo tanto puede garantizar los estándares mínimos de seguridad sanitaria.
 
En términos de Desarrollo de Producto al mismo tiempo se tiene que ir previendo el que se puedan crear criterios de seguridad sanitaria y física sobre nuevos circuitos y rutas turísticas locales y regionales, y de ahí las cámaras y asociaciones, junto con los agentes de viajes y operadores tendrán que definir cuál va a hacer la nueva oferta en función de la demanda local.
 
En términos de promoción una vez que se recorran estas dos etapas y estén listos para salir, ahora sí, estrategia de relaciones públicas, promoción de destinos con personajes públicos y privados que le den credibilidad, y aplicaciones digitales y videos promocionales importantes para poder hacer creíble que ese destino turístico esta limpio, es seguro y el visitante va a tener una experiencia importante.
 
¿Cuándo se deben de cumplir estas tres etapas?
 

 

Desarrollo de Protocolos de mayo a junio o julio.
 
Certificado de seguridad Sanitaria de mayo a septiembre.
 
Implementación a partir de septiembre hacia el resto del año.
 
En conclusión
 

En conclusión Díaz informó que la pandemia del COVID-19 va a cambiar las formas de convivencia social en el mundo, las decisiones de consumo (turistas) tomarán en cuenta, hoy mas que nunca, la higiene (seguridad sanitaria) y el respeto por los valores sociales, los destinos que no lo hagan, simple y sencillamente no van a poder salir al mercado.

 
Antes de finalizar Díaz, destacó una frase de Winston Churchill “Uno nunca debe dar la espalda a un peligro amenazante y tratar de escapar de él. Si haces eso, duplicarás el miedo. Pero si lo enfrentas de inmediato y sin titubear, reducirás el miedo a la mitad“. Hoy en día los estados de la República la mayoría espero yo, hagan uso del turismo para sacar adelante a sus estados y espero  en una reflexión futura que el gobierno federal también lo haga.

Compartir en redes sociales

Comentarios

comentarios

encuesta de la semana

ENCUESTA DE LA SEMANA